YO NO QUIERO MOTIVARTE… DEBES HACERLO TÚ MISM@

YO NO QUIERO MOTIVARTE… DEBES HACERLO TÚ MISM@

No será ni la primera ni la última vez que mis alumnos me comentan que las clases en general son un rollo. Que los profesores (algunos más que otros y siempre bajo una mirada subjetiva claro está) no intentamos motivarlos para que ellos se diviertan y de ese modo aprendan más.

 

Yo… me río con ellos y les pregunto “¿Me estáis diciendo que si las clases fueran más divertidas estaríais más motivados para aprender?”

 

Y rápidamente, Todos (o casi) gritando y entre risas contestan “Síiiiiii”.

 

Para mí es muy serio, soy profesora NO humorista ni cómica, y eso que me encanta pasármelo bien en clase y tampoco me gusta aburrirme en ellas (sí, los profes también nos podemos aburrir en clase).

 

Los adolescentes confunden Motivación con Diversión.

 

Es verdad que si un tema se plantea de forma atractiva, puede ser más motivador que el mismo tema sin ese planteamiento. Pero creo que nosotros debemos ir un poco más allá.

 

Las emociones positivas hacen que el aprendizaje sea mucho más significativo que las repeticiones de temario o que las emociones negativas (eso de la letra con sangre entra, gracias a Dios se acabó)

 

Pero… ¿qué es realmente MOTIVAR?  ¿De dónde debe nacer la motivación?

 

La motivación nace de una serie de estímulos que hacen que nos pongamos en marcha. Nos hacen movernos para conseguir algún objetivo.

 

Pues veras, existen dos tipos

  • Motivación Extrínseca: Los estímulos vienen desde fuera de uno mismo.

 

  • Motivación Intrínseca: cuando los estímulos parten de uno mismo.

 

Lo explico con un par de ejemplos:

Motivación extrínseca

Para conseguir que un burro camine, atamos una zanahoria a un palo y se la ponemos delante.

Camina para alcanzarla, utilizamos un incentivo para generar la motivación desde fuera.

O el caso de un alumno que quiere sacar un notable para conseguir un regalo. ¿Te suena?

 

Motivación Intrínseca

Un alumno que quiere sacar un notable para mejorar  su media, para superarse.

 

¿Cuál crees tú que tiene más fuerza? ¿Deben saber todos lo que quieren? No, no estoy diciendo eso, lo que intento comentar es que nuestro trabajo es conocer a nuestros hi@s o alumn@s para ayudarles a encontrar la motivación en ellos mismos.

 

 

Por tanto, algunos errores que cometemos entorno a la motivación:

 

  • Confundirla con la diversión.

Yo puedo estar muy motivada por hacer algo que no me divierte pero que sé que me llevará a conseguir lo que quiero o estar muy divertida con un tema que no me motiva lo más mínimo.

 

  • Pensar que a todos nos motiva lo mismo.

Seguro que alguna vez has intentado que tu hij@ estudiara para sacar más nota.

Pero ¿deben motivarnos a todos las notas? Estoy convencida de que en alguna ocasión has sido testigo de que no es así.

Algunos nos motiva el logro, a otros la competitividad, otros sentirse aceptad@…

 

 

Recuerdo que cuando estudiaba la carrera, la motivación de una de mis mejores amigas era enseñarle el título a una profesora que le dijo a su madre que nunca llegaría a nada, que mi amiga no valía para estudiar. Hoy en día, con su licenciatura en Ciencias Químicas bajo el brazo, trabaja con éxito en una gran empresa farmacéutica.

Puede que tú también conozcas algún caso parecido ¿no?

 

Es un error pensar que a todos nos motiva lo mismo o que a todos nos divierte lo mismo.

 

Por todo ello les digo a mis alumnos:

 

“No quiero motivarte, lo que quiero hacer es enseñarte a conocerte, a saber qué es lo que te motiva a ti, que es lo que te hace vibrar y te pone los pelillos de punta solo con pensarlo, cuando lo descubras… habrás encontrado tus factores motivacionales y al alinearlos con tus valores no habrá nadie que pueda pararte¡¡¡”

 

Recuerda siempre:

 

 

                                                                                           “Que no crean en ti… no significa que no seas capaz”

 

 

 

 

 

Sobre la autora:
Edith Lando, “Coach del Talento y las Emociones”, Te enseña técnicas las estrategias necesarias en la Educación del S. XXI. Si quieres dedicarle el tiempo necesario para Educar a tus hijos en la Gestión de sus Emociones, a descubrir sus TALENTOS, disfrutando de tú familia y preparando a tus hijos para que el futuro sepan quienes Son independientemente de en qué trabajen.
Inscríbete para recibir Información todas las semanas sobre la Educación en el SXXI.
Totalmente gratis. Rellenando el siguiente formulario. Sin Spam y privacidad garantizada.

 

2 Comments
  • Juan miguel
    Responder

    Súper gracias por compartir

    22 junio, 2016 at 3:26 am

Post a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.